en General

Escalando en Sanetsch

Visitamos esta famosa zona de escalada sin tener la más remota idea de lo que nos íbamos a encontrar. Desde la famosa ciudad de Sion, situada en el Valle del Ródano, tomamos una carretera de montaña hacia la población de Saviesse. Veintitantos kilómetros de curvas en los que no tienes tiempo de aburrirte ya que con cada giro aparece una nueva imagen de postal. Grandes prados verdes punteados por algunas casas de madera, cientos de torrentes de agua, gigantescas paredes de calcáreo anaranjado y gris y en el espejo retrovisor el Weisshorn y el Matterhorn.

El collado de Sanetsch es un bello paraje entre  paredes calcáreas donde lo que más destaca no son las cimas, sino el propio suelo: un enorme  y homogéneo Lapiaz grisáceo.

 

Col du Sanetsch

Lapiaz del Col du Sanetsch

 

La zona de escalada conocida como Sanetsch no se deja ver hasta que tomas la última curva, poco antes de que la carretera finalice en el Aubergue du Barrage, situado junto a una pequeña  presa . Justo debajo de las paredes hay varios ensanchamientos  donde podemos dejar el coche.

A simple vista la roca aparentaba ser parecida al calcáreo alicantino del tipo “puigcampánico”,  pero en cuanto tocamos los primeros bloques nos dimos cuenta de que las semejanzas se reducían únicamente al color. La roca era extremadamente compacta y el tacto muy rugoso y adherente. Una delicia para los pies de gato y un martirio para las yemas de los dedos.

Nos decidimos por escalar el muro más largo y al mismo tiempo uno de los más próximos, conocido como Les Montons. Fue difícil identificar el recorrido de las rutas desde el suelo por lo que decidimos hacer caso a los consejos de Joan Cabau (GAME Magazine nº19) y navegar por intuición en aquel mar de placas grises.

Charly estudiando

 

La escalada es tremendamente vertical y escasa en agarres, por lo que es necesario concentrarse en la adherencia extrema de los pies y realizar contorsiones de un lado a otro. Con los primeros 15 o 20 metros tuve suficiente para saber que lo iba a pasar en grande escalando en Sanetsch. El día era espléndido, la compañía inmejorable y la roca sublime. Pero sobre todo aquello, el paisaje era sin duda el principal motor de mi motivación. De golpe entendí a qué se refiere El Niño cuando afirma que él practica la «escalada de placer”.   Los pasos complicados siempre estaban bien protegidos y el grado de dificultad era muy semejante al que manejamos por nuestras latitudes: la situación estaba controlada.

 

Uyuyuiii…Cómo pincha!

Uno a uno fuimos encadenando todos los largos, con excepción de un par de pasos aislados, describiendo una gigantesca diagonal de derecha a izquierda por la pared. Durante la escalada la concentración era total pero en las reuniones no podía evitar una amplia sonrisa en la cara. ¡Cómo necesitaba algo así!!

Se trataba de algo muy distinto a lo que suelo hacer cuando escalo fuera de Alicante. En lugar de oír el golpeteo de mi corazón a punto de estallar en cada paso delicado, podía escuchar el trino de los pajarillos y la brisa del viento. En vez de sudar vinagre, de mis poros emanaban vapores de Coco Chanel.

 

Pocos metros antes de alcanzar la cumbre, en una zona de terrazas, comenzamos el descenso por una de las múltiples líneas de rápel. El itinerario que realizamos fue un combinación de rutas en torno al 7a que empezaba por Amusement Sauvage (nunca una vía fue mejor bautizada), Show7, Euphrate y otras.

Algunos datos.

En la pared de Les Montons hay muchas vías equipadas que se entrecruzan. Además, tras algunos reequipamientos se han desplazado reuniones y colocado chapas de diferentes tipos que contribuyen a que sea casi imposible repetir un itinerario completo. Por lo tanto, si vamos algo justos de grado es recomendable contar con una buena reseña que nos ayude a no “embarcarnos”. http://climbingaway.fr/topos-guides-escalade/escalades-jura-vaud-chablais-bas-valais-sanetsch

Cerca de la localidad de Saviesse existe un bonito camino panorámico que discurre por pasarelas y puentes colgantes visibles desde la carretera, conocido como Torrent Neuf – Bisse de Savièse. Se trata de la restauración de un camino construido en 1430 para la canalización de agua http://www.torrent-neuf.ch

A Sanetsch llega un autobús de línea que podemos coger en Sion. Puede ser una alternativa muy  interesante, sobre todo si nuestro vehículo sufre algún «achaque».

 

 

Los comentarios están cerrados.